sábado, 4 de octubre de 2014

Ludo Ergo Sum 2014

Entre el 19 y el 21 de Septiembre fueron las Ludo Ergo Sum en el pabellón polideportivo M4 de Alcorcón (Madrid).


Las Ludo Ergo Sum son unas jornadas que se llevan realizando desde el 2008. Aunque en sus primeras ediciones se hacían en Madrid capital, se mudaron a Alcorcón hace unos años. He asistido de manera irregular desde su origen. Algunos años he ido un par de días, otros sólo una tarde. Siempre me lo he pasado bien, pero me parecía que les faltaba algo. Un nosequé que hacía que no fuera todos los días.



El año pasado sólo pude ir una mañana y disfruté de una partida de Rápido y Fácil muy divertida. No obstante, me parecía que la oferta de partidas de rol era más bien escasa. Me parecía que estaban lejos de las CLN y a años luz de las TdN.

Así que este año planeé acercarme sólo el sábado porque no estaban tan bien... y me equivoqué. Han dado un salto espectacular. Lamenté no haber ido el viernes y, si no fuera porque tenía compromisos, habría repetido el domingo.

Como ya he comentado en otros posts, en las jornadas vamos a las partidas de rol. Y en este aspecto, estuvieron francamente bien. Creo que la clave ha sido la organización. Algo bien organizado luce más y funciona mejor. Al igual que en las TdN había hora marcada para inscribirse a las partidas. Concretamente a las 10:00 y a las 16:00. Grandes colas, pero muchas actividades, por lo que pudimos apuntarnos siempre a alguna partida.

Partidas de rol del sábado por la mañana
Un puntazo de la organización es que a mitad de la sesión, pasaban los organizadores con un carrito con bebidas frías. Es una idea que no había visto antes y que me parece la leche. En el pabellón hacía calorcito del bueno (mil frikis arrebujaos dan calor) y tomarse un refresco viene bien.


Jugamos dos partidas para probar juegos nuevos. Una partida de Campeones de Verne por la mañana y una de El señor de la rueda por la tarde.

Campeones de Verne es un juego de autor aún no publicado. Es un juego ambientado en la época de las grandes novelas de Julio Verne y en la que los jugadores son personajes de los libros. A mí me tocó ser el protagonista de "Viaje al centro de la Tierra" pero también estaban los de "La vuelta al mundo en 80 días" y "20.000 leguas de viaje submarino". Para aderezar el trasfondo, hay un supervillano que quiere dominar el mundo y hay que detenerle. Un rollo muy al estilo de "La liga de los hombres extraordinarios", pero sin lo sobrenatural. El sistema estaba muy bien. Muy sencillo. La trama muy entretenida y la ambientación era interesante.
Vista general del polideportivo

En cuanto a "El señor de la rueda", el tema de caballeros medievales montados en castillos-trailers (llamados castillocars) que van por la carretera sin poder detenerse o perderían su honor; es una fumada... pero es sorprendentemente coherente. Me gustó mucho y el trasfondo es muy rico. Hay reglas sociales muy chocantes que dan lugar a situaciones interpretativas divertidas. En especial el hecho de que una dama (tipo de personaje) siempre lleva razón. Si no la convences, ajo y agua, se hace lo que ella diga. Podría estar durante páginas hablando del juego, pero mejor os recomiendo que si veis en unas jornadas una partida, os apuntéis.



Aparte de las partidas, nos encontramos con algunos rostros conocidos venidos de muy lejos. Lo que me hace pensar que las LES están en auge.

Estaba parte de la organización de las TdN y saludamos a Rafa Falopowel  (organizador de rol en las TdN) que por diversas peripecias en las TdN (un máster que llegó más de una hora tarde el jueves, mi partida que se perdía en el limbo del servidor el viernes y luego no se apuntó nadie el sábado y una actualización de base de datos que nos dejó sin partida el domingo) se acordaba de nosotros.

Conocí a Tiberio en persona aunque ya nos conocíamos del foro de la revista Crítico. Estuvimos charlando un rato sobre frikismos varios, votaciones en la revista y demás. Por cierto, si no eres socio de Crítico, en breve comenzará la campaña para los números 5 a 8...

También nos encontramos con Ignacio Sánchez creador de Walhalla  y gran máster que nos dirigió una partida en las TdN. Estaba algo nervioso por la proximidad del crowdfunding que empieza en noviembre, aunque tengo la corazonada de que les va a ir muy bien. Por lo que me comentó los temas más técnicos los tienen amarrados y faltaban detalles finales para lanzarse a la aventura.

Y por supuesto saludé a Rodrigo García Carmona creador de La Puerta de Ishtar y al que conozco del club de rol de Teleco, CD-Crom. Ahí estaba haciendo partidas de su juego y de Ablaneda (juego de rol que finalizó exitosamente su crowdfunding), ¡un grande!. Por cierto, esto me ha recordado que hace unos meses dirigí a una jugadora relativamente novel una partida de La Puerta de Ishtar y me sorprendió lo fácilmente que asimiló el combate.  Siempre pensé que era algo engorroso y que requeriría unas partidas para pillarlo a alguien nuevo, pero parece ser que es más sencillo de lo que suponía. Ya lo comentaré más en detalle en un futuro post.
Área de rol en las LES 2014

También vimos a gente que no saludé porque para mi gusto, no ha lugar. Tú les conoces a ellos, pero ellos a ti no. Vi al poderoso Crom del blog Las cosas de Crom. Al principio dudé sobre si era él, pero en cuando le oí hablar, era inconfundible. Y estaba el incombustible Juan Carlos Herreros Sombra de Ediciones Sombra. Unas jornadas sin Sombra, no son iguales.

Resumiendo, fueron unas grandes jornadas. En la red he visto muchos comentarios y todos muy positivos. Así que me temo que el próximo año no podré hacer nada más que marcarlo en rojo como un "must" igual que las TdN.

No obstante, me gustaría terminar con una reflexión, haciendo una comparativa entre TdN y LES. Hay una cosa que tienen las TdN y que no tienen las LES y a la inversa. Las TdN tienen el CEULAJ, que es la localización de las jornadas. Es un complejo asombroso que parece estar pensado para unas jornadas: un pabellón para tiendas y torneos de estrategia, una sala grande para juegos de mesa, multitud de salas pequeñas para partidas de rol sin que haya mucho ruido, y exteriores para roles en vivo. Mientras que las LES tienen algo que no tienen las TdN: se realizan en el centro de España, lo que permite congregar con mayor facilidad a jugadores tanto del norte como del sur. Si vives en Asturias, bajarse a Mollina es un palizón, pero bajarse a Madrid no lo es tanto. Ambas merecen muchísimo la pena, pero a las Ludo Ergo Sum les veo un problema y es que se les está empezando a quedar pequeño el pabellón. ¿Encontrarán un sitio más adecuado en un futuro? Al año que viene lo veremos...